Volver a casa después de las inundaciones en Paraguay

“Quiero volver a mi casa”. Ese es el anhelo de Johana Álvarez, de 11 años de edad, una de las niñas que vive con su familia en un refugio temporal ubicado en la zona del Bañado Sur, Asunción, como consecuencia de la crecida del río Paraguay.

Johana se encuentra allí hace dos semanas con su hermano, Emanuel, de 2 años, su madre y su padrastro, junto a otras familias que también tuvieron que dejar sus casas, que ahora están bajo el agua.

“No da gusto salir de nuestra casa. Pasamos Navidad y Año Nuevo en el refugio”, contó, asegurando que toda esta situación le pone triste.

La niña espera que las aguas bajen pronto y pueda volver a su casa y reencontrarse con sus amigas, con las cuales perdió contacto luego del traslado al refugio temporal.

El deseo de Johana, como le comentó su madre, es que puedan vender la casa que tienen actualmente y se muden a vivir en las afueras de Asunción, donde ya no tendrán que sufrir la inundación. “Mi mamá va a comprar una casa en Capiatá, cerca de la casa de mi tía”, aseguró con mucha confianza.

La mamá de Johana tiene una pequeña despensa en el refugio, en la cual vende algunos productos básicos para las personas que también se encuentran allí, mientras su padrastro sale a trabajar.

Este es el segundo año que esta familia tiene que mudarse por el avance de las aguas del río Paraguay, que afectan a gran parte del Bañado Sur y otras zonas de Asunción y el interior del país.

UNICEF, conjuntamente con el Centro para el Desarrollo de la Inteligencia (CDI), la Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales (ADRA) y la Secretaría Nacional de la Niñez y la Adolescencia (SNNA), desarrolla actividades de recreación para los niños y niñas que viven en algunos de los refugios temporales que están habilitados por la Municipalidad de Asunción.

 

* Diego Brom es asistente de Comunicación de UNICEF Paraguay

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con “obligatorio.”